Riga quiere cerrar sus salas de juego

Eventos y Reportajes

Los representantes de Riga están encabezando la propuesta de un proyecto de decreto que pondría fin a las licencias de cientos de salas de juego

Un comité del Ayuntamiento de Riga ha apoyado un plan para un proyecto de decreto que apunta a revocar las licencias de alrededor de 200 salas de juego en la capital letona, informa el medio de comunicación local LSM.lv.

El Comité de Seguridad, Orden Público y Prevención de la Corrupción del Ayuntamiento Municipal aprobó hoy la propuesta para el cierre de las salas de juego que operan actualmente en Riga, incluso las ubicadas en áreas suburbanas.

Jānis Liepiņš, jefe del departamento legal del Ayuntamiento, dijo que si el proyecto de decreto gana el suficiente apoyo, se produciría la revocación de casi 200 licencias para la prestación de servicios de apuestas en las salas de la capital letona. El Sr. Liepiņš además señaló que si el decreto se aplica, los representantes de la ciudad tendrán que emitir sus decisiones a nivel individual sobre el cierre de cada instalación de juego, según lo exigen las leyes vigentes.

La represión de Riga sobre las salas de juego comenzó en 2011 cuando el Ayuntamiento dejó de emitir licencias para la apertura de nuevas instalaciones. En 2017, los representantes ordenaron el cierre de 42 salas de juego en el centro histórico de la capital letona.

Las salas de los hoteles de cuatro y cinco estrellas permanecerán operativas

El alcalde de Riga, Nils Ušakovs, ha dado instrucciones al Departamento de Asuntos Jurídicos y al Departamento de Desarrollo Urbano del Ayuntamiento Municipal para redactar un decreto que revocaría las licencias de todas las salas de juego de la capital, excepto las ubicadas en los hoteles de cuatro y cinco estrellas.

En otras palabras, las instalaciones de juego no estarán completamente prohibidas en la ciudad, aunque su número se reduciría significativamente como parte del esfuerzo de sus representantes por eliminar el juego de Riga.

Al comentar la propuesta, el jefe del Comité de Desarrollo, Aleksejs Rosļikovs, dijo que la economía de la ciudad no debería prosperar y depender demasiado de las empresas que «arruinan las vidas de miles de residentes».
Según la ley del juego de Letonia, los gobiernos locales tienen derecho a revocar las licencias de casinos, juegos de azar y bingo, y de las casas de apuestas, si las operaciones de dichas instalaciones perjudican el interés de los residentes del área en cuestión y de la nación en general.

El presidente de la Asociación Letona de Hoteles y Restaurantes, Jānis Pinnis, ha dicho a los medios locales que las últimas acciones del Ayuntamiento de Riga fueron algo inesperadas y que el cierre de las salas de juego tendrá un impacto extremadamente negativo y restrictivo en los representantes comerciales que invirtieron considerables cantidades de dinero en el establecimiento de las salas afectadas.

Noticias Relacionadas

Comments are closed.