La propuesta de casino de la nación Ho-Chunk consigue un apoyo abrumador de la comunidad anfitriona

Noticias

Los líderes y residentes de Beloit hablan a favor del proyecto de casino en la ciudad, creen que el proyecto aportaría una ayuda económica muy necesaria

Los residentes de Beloit, Wisconsin, expresaron el martes una opinión abrumadoramente positiva sobre el casino propuesto en la ciudad. El proyecto ha estado desarrollándose durante años, pero fue este verano cuando finalmente vio un progreso significativo para su materialización.

La nación Ho-Chunk de Wisconsin, reconocida por el gobierno federal, presentó el plan hace más de una década. La tribu quiere construir un complejo de casino a lo largo de la carretera interestatal 90/39 con una sala de juego con 2,200 máquinas tragaperras y 50 mesas de juego, un hotel de 300 habitaciones, varias instalaciones de comida y bebida, un parque acuático de 40,000 pies² (unos 12,100 m²) y un centro de convenciones, entre otras facilidades.

La Oficina de Asuntos Indígenas de los Estados Unidos anunció en agosto pasado que revisaría el proyecto. La decisión de la agencia representó el primer paso importante que el plan ha dado hacia su realización durante años.

La Oficina celebró ayer una audiencia pública en Beloit, en busca de la opinión de los residentes de la ciudad y el área. El evento formaba parte de la revisión de la agencia sobre los impactos económicos y demás aspectos relacionados con el complejo de casino propuesto. A principios de noviembre, publicó un borrador con sus conclusiones. Aún se desconoce cuándo la Oficina anunciará su decisión final sobre si se debe permitir a la Nación Ho-Chunk continuar con la implementación del proyecto.

Apoyo abrumador

Los líderes locales y los residentes de Beloit y el condado de Rock asistieron al acto principalmente para apoyar el plan, y muchos dijeron que el desarrollo de un complejo de casino sería muy beneficioso para la ciudad. Según las proyecciones iniciales, la propiedad crearía alrededor de 1,500 nuevos empleos y generaría unos ingresos laborales de $83.7 millones.

El resort podría aportar más de $225 millones en impacto económico al condado de Rock, además, el condado y la ciudad anfitriona recibirían $3 millones por año de la nación Ho-Chunk por brindar sus servicios en la región.

Muchos de los que asistieron a la audiencia del martes con la Oficina de Asuntos Indígenas promocionaron la ubicación de la propiedad. Como se mencionó anteriormente, el casino de Ho-Chunk se ubicaría a lo largo de la carretera interestatal 90/39, justo al norte de la frontera con Illinois. La instalación sería la única de su tipo por la zona, ya que, de acuerdo con la ley de juego actual de Illinois, el estado no podrá desarrollar instalaciones competitivas de manera inmediata.

Ho-Chunk ha dicho que si su plan original para un hotel y resort de casino no obtiene el apoyo necesario, podría reducir la sala del casino y el desarrollo comercial, construir solo tiendas minoristas, o nada en absoluto.

Algunos residentes de Beloit expresaron su preocupación ayer sobre que los planes alternativos ya en consideración, la tribu podría abandonar la parte turística del proyecto y solo desarrollar un casino, lo que significaría menos oportunidades de las que originalmente se habían prometido.

También hubo líderes que dijeron el martes que a pesar de los múltiples beneficios económicos, estos no superan los aspectos morales negativos de llevar los juegos de casino a la región.

Si la Oficina de Asuntos Indígenas da luz verde al proyecto, se trasladará al escritorio del gobernador electo Tony Evers para su firma de aprobación. El representante ya ha hablado previamente a favor de la propuesta de casino.

La nación Ho-Chunk planea comenzar la construcción a finales de 2019 o principios de 2020 y tiene como objetivo la apertura de su resort en 2021.

Noticias Relacionadas

Comments are closed.