Melco trasladará su sede a Japón si se le otorga una licencia de casino

Eventos y Reportajes

Después de que a principios de octubre declinase el interés de su compañía en adentrarse en la industria del juego de Japón, el presidente y director ejecutivo de Melco Resorts & Entertainment, Lawrence Ho, ahora prometió trasladar la sede central del Grupo a Japón en caso de que se le otorgue una licencia para operar allí.

En un momento en que las compañías globales de juego han estado realizando serios esfuerzos para ganarse el favor de las autoridades japonesas, uno de los mayores grupos de casinos en Macao también se ha comprometido a introducirse en el mercado local si consigue una licencia para operar un casino. En una entrevista en la que se le preguntó al Sr. Ho sobre la posible construcción de un complejo de casino de Melco en Japón, dijo que la empresa trasladaría allí su equipo central de gestión y su sede.

La declaración del CEO de Melco llega en un momento en que las autoridades japonesas han estado considerando dar su visto bueno a los grandes casinos ya que estos que son vistos como una importante y millonaria fuente de ingresos tanto para el país como para la industria del juego mundial. Según se informa, las instalaciones de casino a gran escala en Japón podrían generar unos ingresos anuales de hasta $25,000 millones.

Melco no ha sido la única compañía global de juego interesada en expandirse en Japón. Los operadores estadounidenses MGM Resorts International y Las Vegas Sands también son considerados como fuertes candidatos para conseguir licencias de casinos y ambos mostraron interés en realizar inversiones de hasta $10,000 millones en casinos locales.

El potencial del mercado del juego de Japón

El gran potencial del mercado local de los juegos de azar ha despertado el interés de una gran cantidad de marcas internacionales de casinos y juegos, que tienen como objetivo explorar Japón como un atractivo destino para muchos clientes locales y extranjeros.

A finales de 2016, el país ya aprobó una ley que legalizaba los casinos mediante una legislación que se considera una piedra angular en la historia del mercado japonés del juego. La ley de casinos se aprobó en diciembre de 2016 a pesar de la gran desaprobación pública. Las autoridades locales todavía no han decidido las ubicaciones ni la regulación de los complejos a gran escala que albergarán diversos servicios, incluido hoteles, casinos, salas conferencias y zonas de entretenimiento.

El debate parlamentario sobre la próxima fase de la legislación sobre casinos en el país se retrasó debido a las elecciones generales de octubre que ganó el primer ministro Shinzo Abe. Los detalles antes mencionados todavía siguen bajo negociación, con una ley especial sobre el tema que se espera que pase oficialmente al parlamento local en la primavera de 2018. Esto proporcionaría a las compañías de juego globales la oportunidad de solicitar licencias para operar el próximo verano.

Por otro lado, se espera que el primer casino resort de Japón abra sus puertas en 2023.

Según algunos expertos, es probable que el país otorgue primero dos licencias de casino en las ciudades de Yokohama y Osaka. Recientemente, varias compañías internacionales de juegos de azar han tratado de seducir a las autoridades del país con varias presentaciones tanto al gobierno central como a los gobiernos locales con el fin de demostrar sus intenciones de invertir en casinos a gran escala.

Noticias Relacionadas

Comments are closed.